sábado, 1 de septiembre de 2012

Animal Man (Tomo 1), viejas glorias



Animal Man, el superhéroe con poderes que imitan las habilidades de las bestias, regresa para enfrentarse a la putrefacción, un enemigo que quizás no pueda detener.
Críticas de cómics:
Contenido: 1-6.
Guionista: Jeff Lemire.
Dibujante: Travel Foreman, Steve Pugh, John Paul Leon.
Editorial: En España, ECC. En Estados Unidos, DC.
Precio: 13,95 €
Género: Superhéroes, terror, aventuras.
Año de la edición: 2012.

“Somos los tótems…Los antiguos avatares del rojo… La red vital que conecta las cosas.
La fuente”
ANIMAL MEN.

DC Comics decidió en 2011 reiniciar su universo cómiquero. Había elementos que desaparecían de la continuidad, otros se quedaban (ni DC sabía bien cómo). Todo era una estrategia para acercar a nuevos lectores… Que supongo que serán los que hallen algo nuevo en esto, porque no es más que una copia de lo hecho con anterioridad.

Animal Man y los problemas del Rojo...
Viejas glorias
Jeff Lemire cuenta una historia más o menos entretenida, donde hay algún elemento interesante, como la entrevista para iniciar la historia o la falsa película (que lo malo es que se coge casi todo un número y el arco no avanza). No obstante, seis números me parecen demasiados para un arco que queda demasiado abierto (y donde hay un número que se pierde por el temita de la falsa película).
El mayor problema es que Animal Man es un personaje demasiado complicado. La libertad que tuvo Morrison en su etapa (reseña aquí), lo convirtió en un personaje digno de la línea Vértigo, más adulto, experimental y oscuro. Al final de su etapa, Animal Man descubría que era un personaje y se encontraba con el propio Morrison. ¿Bien llevado? ¿Bien hecho? Puede, pero el personaje quedaba como un rara avis en DC, pese a que no recuerde esos eventos (y más con el reinicio). No obstante, la etapa más importante del personaje es la de Morrison y es, en parte, un hándicap.

Este es un tebeo que destila buen rollito.
Porque este Buddy arranca como un superhéroe de segunda división que se ve enfrentado a una amenaza mayor. Casi el mismo arranque que le daba Morrison en su día (y con una mujer y unos hijos que se comportan casi igual). Además, como en la etapa del guionista escocés, Buddy se enfrentará a los bichejos y criaturas más oscuras de DC, con gran componente de terror. No está mal, pero no es esa innovación que prometía el New 52[1].
A parte de eso, se explora el Rojo, la conexión entre todos los animales. Que es una referencia al Verde, la red que une a todas las plantas, de La Cosa del Pantano, célebre gracias a la etapa de Moore (crítica aquí).
En estos seis números se explota eso y se llega hasta un grupo de tótems que recuerda al Parlamento de los Árboles de La Cosa del Pantano en la etapa de Alan Moore (y los toques de terror, esos monstruos, parecen sacados también de la época del escritor de Northampton).
Y es que La Cosa del Pantano actual, la de Scott Snyder (pinchad aquí para leer la reseña), y Animal Man van a reunir su camino en los próximos números para enfrentarse a la putrefacción y…
Feliz día del padre.
No hay nada nuevo bajo el sol. 
En el Tierra 2 de Robinson, el avatar de la putrefacción es Salomon Grudy, que extiende la muerte a su paso (como los enemigos de Animal Man y la Cosa del Pantano en el Universo DC “tradicional”), y el Verde busca a un caballero que lo defienda: Green Lantern en este mundo. Las cosas son demasiado parecidas entre un universo y otro y suena demasiado reiterativo.
Por otra parte, en cuanto al lado más “terrenal”, se descubre que la hija de Buddy es un avatar del rojo. Una supuesta lección que busca cambiar el origen (al estilo Una lección de anatomía… Otra vez de Moore) y que busca forjar a la nueva niña mala del cómic (ahora están de moda con el niño Loki, Damian Wayne…).
¿Es esta la nueva DC llena de ideas que defienden algunos de sus autores? A mí me parece que se han confundido bastante.
Vuelta a casa.
Enfrentándose al pasado
Sobre el apartado gráfico resulta aceptable, siguiendo la línea de los dibujantes de La Cosa del Pantano de la etapa de Moore: Stephen Bissette y John Totleben. Por tanto, hallamos bichos muertos, monstruos aberrantes y un par de locuras más que a finales de los ´80 parecía diferente, hoy algo repetitivo.
En cuanto a la edición contiene un poco de propaganda del nuevo DC con entrevistas, anuncios… Además de un texto de introducción.
En fin, Animal Man representa para algunos lectores una esperanza, pero para otros que conocen el pasado de este personaje y otros como La Cosa del Pantano, representa una repetición que aporta más bien poco.
El Rojo psicodélico.



[1] El evento de “reinvención” de DC tras su reinicio.

9 comentarios:

  1. Ingrid (publicado originalmente en Fb)1 de septiembre de 2012, 13:28

    A mí me gustó.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No se reinicia un universo para contar la misma historia y repetir los mismos clichés de Vértigo, que antes parecía que era la gran esperanza de los tebeos diferentes.

      Por no mencionar que la idea del Rojo y el Verde Vs. La Putrefacción está copiada o coincide demasiado con el Earth 2 de Robinson, otra serie actual, una especie de Ultimate.

      Eliminar
  2. A mí personalmente me gusta el retorno de este tipo de elementos de terror noventeros al comic mainstream superheroico. Yo lo difruté bastante y que cuenten conmigo en el segundo tomo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Pedro

      Prefiero el terror ochentero. El noventero tenía que ver con otras cosas más allá del simple argumento xD

      Lee la etapa de Morrison y Delano, relee La Cosa del Pantano de Moore. Ya habrás leído esto. xD

      Gracias por tu comentario.

      Eliminar
  3. Jordi (publicado originalmente en FB)2 de septiembre de 2012, 13:46

    A mí me parece que uno de los mayores inconvenientes con los que se ha encontrado Lemire al frente de esta colección es verse supeditado a Snyder y su Cosa de Pantano, esperando que este pueda concluir sus arcos argumentales para así conciliar el encuentro entre ambas series que Lemire ya venía señalando desde el final de su primer arco (a la altura del quinto o sexto número, si mal no recuerdo), por supuesto esto pudo obligar a que el escritor, ya de por sí disperso, dilatada todavía más la narración ofreciéndonos números que se antojaban de puro relleno por reiterar los mismos conceptos. Además, es cierto que esta nueva andadura le debe mucho a anteriores autores, sobre todo a Delano quien ya trataba con mayor osadía las ideas que Lemire nos viene ofreciendo; no es por tanto una historia original y dinámica, y a pesar de todo me gustó... pero por la única razón que siento una enorme simpatía por Buddy y los gatos que hablan

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estoy de acuerdo en lo que dices, Jordi. Añadiría que me ha molestado un poco encontrarme dos veces con la misma historia, aquí y en Earth 2. Esperaba que si DC reiniciaba su Universo era para contar cosas diferentes y no lo he encontrado. ¿Gatos que hablan? Supongo que ya habrás leído o visto Coraline, ¿no? Me encantaba ese gato jeje

      Eliminar
    2. Jordi (publicado originalmente en FB)3 de septiembre de 2012, 12:13

      Sí, 'Coraline' es una de mis películas de animación favorita de los últimos años, a fin de cuentas Gaiman es uno de los escritores que más aprecio

      Eliminar
  4. Mmmm, ¿esté volumen dos también te lo dieron de cumple años? xD. En lo personal, a mi me agrado leer la Cacería junto con el resto de sus ahora 25 números. Tampoco me agrado el número 6 y el 20, pero actualmente veo que valieron la pena realizarse, pues cobran gran peso para este nuevo Buddy, el cual ha dejado de ser doble de cine para ser actor.
    Y sí, resulta confuso saber que hechos fueron omitidos y cuales no, pero, ¿sabes...?
    ... Algunos personajes (re)iniciaron tal y como terminaron antes de los New 52 (como Batman y Green Lantern), mientras que unos reiniciaron desde cero y totalmente renovados (cómo Green Lantern, Beastboy, Teen Titans y Cyborg). Pero hubo casos en los que se amalgamaron varios elementos para esta nueva era, iniciando desde cero+elementos del pasado (cómo Animal Man, Swamp Thing y Anton Arcane). Por lo que este nuevo A-Man si conoció a Morrison y vio muerta a su familia, pero nunca entro al Rojo tras haber sido atropellado (nunca fue atropellado).
    En lo personal, es uno de los mejores comics, con solo leer los primeros 6 no se puede concordar conmigo, pero lee los demás y sabrás a lo que voy. Algo totalmente relevante es que han existido más de un animal man, e inclusive hasta se resuelve el misterio de su concepción... ¿Porqué un par de seres amarillos eligiría a Buddy para hacerlo un héroe con poderes animales?
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar

¡Muchas gracias por tu comentario!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...