lunes, 25 de junio de 2012

Críticas de cine: El gran dictador, la risa como esperanza para la humanidad

“El dictador de Tomania ansía ser el emperador del mundo.
Un barbero sólo desea la paz”.
Críticas de cine:
El Gran Dictador

El Gran Dictador de Charles Chaplin. Fuente.
Director : Charles Chaplin.
Guionista: Charles Chaplin.
Intérpretes principales: Charles Chaplin, Paulett Goddard, Jack Oakie, Reginald Gardiner, Henry Daniel…  Consultar el resto del reparto en IMDB
Música: Charles Chaplin y Meredith Wilson.
Nacionalidad: Estados Unidos.
Duración: 128 minutos.
Año: 1940.
Género: Comedia, sátira.

“Hannah ¿puedes oírme? Dondequiera que estés, alza los ojos ¡Mira, Hannah! ¡Las nubes están desapareciendo! El sol se está abriendo paso a través de ellas. Estamos saliendo de la oscuridad y penetrando en la luz.¡Estamos entrando en un mundo nuevo, un mundo más amable, donde los hombres se elevarán sobre su avaricia, su odio y su brutalidad! ¡Mira, Hannah! ¡Han dado alas al alma del hombre y, por fin, empieza a volar! ¡Vuela hacia el arco iris, hacia la luz de la esperanza! ¡Alza los ojos, Hannah! ¡Alza los ojos!”
EL BARBERO JUDÍO.

El gran dictador de Charles Chaplin es una de esas películas cuyo visionado debería ser casi obligatorio. ¿Cuántos desastres se hubieran evitado con sólo verla?

La magnífica secuencia del globo terráqueo. Fuente.

Muchos se quedarían en que es Chaplin haciendo política, pero no es así. Chaplin hace sátira hacia toda la humanidad. No se queda en una película propagandística (toda la cinta fue sufragada por Chaplin y recibió presiones para que no la realizase), Chaplin está hablando de la condición del ser humano: de los tiranos y el pueblo. Es más, años después también satirizaría la situación actual del mundo con “Un rey en Nueva York”, menos brillante que esta pero muy interesante.

Chaplin dirige esta película, la produce, escribe su guion, compone parte de su música e interpreta a dos personajes: por un lado, ese detestable monstruo que es Hinkel, con sus momentos histriónicos y sus rabietas de niño; por otro, al humilde barbero, que ha regresado de una guerra y lo quieren convertir en un paria, y que muchos expertos lo comparan con el personaje de Charlot (su vestimenta, forma de caminar, aspecto). Esta sería la primera película sonora de Chaplin y, si lo tenemos en cuenta, la primera película (si la memoria no me falla), en la que Charlot habla.

Chaplin, usando la risa como arma, quiso con la cinta denunciar la situación de la Alemania nazi y una Europa quebrada por una guerra que se estaba gestando. A su vez, esto le hizo muy impopular en Estados Unidos (aunque después, cuestiones de “cambiar la realidad”, han hecho que parezca que en EE.UU. nunca hubo nazis antes de la Segunda Guerra Mundial). Chaplin demuestra su amor por la humanidad, el mismo que le haría marcharse a Europa años después, tras que J. Edgar Hoover y compañía se encargasen en convertirlo en ciudadano non grato.

El dictador y su mundo. Fuente.

Charlot se ríe de todos los símbolos del fascismo, véase los monumentos “de hoy”, como “El pensador”. A su vez, su acertada crítica a unos humanos que, cada vez, somos más esclavos de la máquina, como ya hiciera en Tiempos modernos (otra película de lo más recomendable y donde también aparece la actriz Paulette Goddard, la protagonista femenina de El gran dictador).

Por el camino, Chaplin nos regala secuencias geniales. Una de ellas, cuando se esconden los judíos y se ve un pájaro enjaulado; es pura poesía. La película está llena de escenas memorables, como el dictador Hinkel bailando con el globo terráqueo (y el final de esa danza). La cinta se llena de momentos de brillantez, capaz de hacernos reír (la escena del pudin) o estremecernos (los asaltos contra los judíos).


La grandeza de esta película está en que es aplicable aún hoy. Pensar lo contrario es un poco idiota. El ser humano sigue sufriendo tiranos y seguimos siendo controlados como marionetas. “El gran dictador” propone que nos liberemos de ese yugo.

El final consigue devolver la confianza al ser humano, el deseo de ser mejor, aunque en la realidad acabase habiendo otra Gran Guerra.

Ante todo El gran dictador supone esperanza para el espectador. Sólo por eso, ya es una auténtica obra maestra sobe la paz. Por favor, vedla.

“La desgracia que nos ha caído encima no es más que el paso de la avaricia, la amargura de los hombres, que temen el camino del progreso humano. El odio de los hombres pasará, y los dictadores morirán, y el poder que arrebataron al pueblo volverá al pueblo. Y mientras los hombres mueren, la libertad no perecerá jamás”.
EL BARBERO JUDÍO.

6 comentarios:

  1. Yo vi esta pelicula por vez primera en clase de historia, mola que hagan eso en clase, aunque no suele pasar mucho. A día de hoy es la única que he visto de Chaplin. Es una pena que en España estuviera censurada tanto tiempo (el franquismo y sus cosas), además de ser una buena película, puedes aprender cosas viéndola.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Hitos

      He tenido la suerte de que la profesora que me dio Historia en la carrera era una amante del cine y nos ponía películas clásicas. Consiguió que me fijase más en este cine. Así que la Historia debería fijarse en el cine que tan bien la ha retratado.

      Lo bueno de Chaplin es que se aprende historia y sobre las pasiones humanas. Te aconsejo que veas "Tiempos modernos" y "La químera de oro". También he visto "Un rey en Nueva York" (que no está mal) y "Candilejas", que es una de sus películas más dramáticas. Esta tarde me pondré con "El Chico" y pronto con "Luces en la Ciudad". Me encanta este hombre como verás jaja

      Muchísimas gracias por tu comentario y hasta la próxima visita =D

      Eliminar
  2. Con Chaplin me has tocado la fibra sensible, Carlos. Es uno de mis directores favoritos. Yo vi 'El Gran Dictador' por primera vez en el año 2000, con motivo del estreno en cines de la copia restaurada y remasterizada del original, y tengo un recuerdo imborrable de ella.

    'El Gran Dictador' fue una película tremendamente valiente. Se rodó en 1937, antes de la invasión Alemana de Polonia, y se estrenó en 1940, es decir, más de un año antes de que los EE.UU. entraran en la 2ª Guerra Mundial el 8 de Diciembre de 1941. Con esta película Chaplin demostró que los artistas y los intelectual no pueden permanecer impasibles ni neutrales en sus torres de marfil ante las injusticias del mundo, sino que tienen que mojarse y tomar partido. Chaplin lo hizo. Se puso del lado de los débiles y los desfavorecidos. Ése es el verdadero lugar de un artista.

    Como tú dices, la película fue bastante impopular en los EE.UU. al principio, debido a que la derecha norteamericana no la veía con buenos ojos. Antes de que EE.UU. entrase en guerra, Hitler levantaba muchas simpatías entre la población estadounidense. Chaplin no era americano, sino inglés (y se rumoreaba que también judío, algo que no era cierto).Por todo eso los magnates de la industria cinematográfica vieron la película como una amenaza subversiva. Algo que la industria del cine le hizo pagar a Chaplin, puesto que a pesar de que el film estuvo nominado a 5 Oscars, no ganó ninguno. Sólo con la perspectiva que da el tiempo se puso a esta obra en su lugar, entre las mejores de la década de los 40.

    Naturalmente, 'El Gran Dictador' estuvo totalmente prohibida en la Alemania nazi (también en Italia, que Mussolini -Napoloni- también se lleva lo suyo en la película). Se dice que el propio Hitler la vio en un pase privado dos veces antes de decidirse a clandestinizarla.

    Y cierto, viendo 'El Gran Dictador' se aprende historia. Por ejemplo, el tipo de cañón que disparaba el barbero durante la 1ª Guerra Mundial al principio del film, antes de entrar en coma, es el famoso 'Gran Bertha' alemán, la primera arma de destrucción a larga distancia inventada por la humanidad.

    http://es.wikipedia.org/wiki/Gran_Berta

    Impagable la imitación de Chaplin de Hitler durante el discurso inicial. Imitó a la perfección sus gestos de gran orador, el lenguaje corporal, el tono de voz... todo. Como curiosidad, el idioma que emplea Chaplin durante el discurso no es auténtico alemán, es un guirigay sin sentido que fonéticamente suena a alemán, pero no lo es. Qué gran manera de decir que las palabras de los políticos son palabras vacías, sin sentido, sólo ruido con el que llenar el aire.

    Si la realidad imitó a la ficción haciendo que Hitler tuviera un gran parecido físico con Chaplin, la ficción se rió de la realidad, ridiculizando y minimizando a través de esta obra a ese dictador idolatrado por las masas alemanas, mostrando su mezquindad y su bajeza.

    A pesar de todo, mi película favorita de Charlot sigue siendo 'El Chico', una película que se olvida de la cabeza y te llega directamente al corazón. Tiene quizás el momento más conmovedor de la historia del cine. Chaplin nos dejó para la eternidad su imagen de vagabundo entrañable. Espero que la disfrutes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Hombre de Trapo =D

      Me alegro de que haya otro apasionado de Chaplin por el blog. Empecé a ver sus películas el verano pasado, por un ciclo de La Sexta 3 y ahora he continuado, ya que me encantan sus películas.

      Sobre lo que mencionas de los artistas teniéndose que mojar, es algo que se retrata bien en la biografía de Chaplin titulada así, con su apellido, donde el actor es encarnado por un genial Robert Downey Jr., que lo nominaron a los Oscars por ello. Me gusta que deja claro que en esos Estados Unidos existía gente que simpatizaba con las ideas nazistas, algo que luego se ha ido omitiendo, como si todos siempre hubieran estado a favor de los judíos (como bien dices). Chaplin demostró su valentía, como bien dices.

      La película tuvo cierto éxito en su estreno, pero es cierto que durante su rodaje sufrió muchas presiones y se la intentó obviar (véase el tema de los Oscars). Por cosas así, Chaplin pasaría sus últimos años casi en el exilio, hasta que recibió el Oscar honorífico. Antes hizo otra gran sátira de la sociedad estadounidense con su “Un rey en Nueva York”.

      Sobre la prohibición, en España la cinta no se estrenó hasta 1976.
      Casi cuarenta años después de su estreno.

      Sobre lo de Hitler viendo la película, es cierto. Chaplin decía que le hubiera gustado saber la opinión de Hitler sobre la película. A saber cómo se la tomó (me viene el “no no no” en alemán de “Malditos bastardos” jeje).

      En cuanto a la Gran Berta… Buff, ¡y yo que pensaba que hubo un poco de exageración! Al menos, también sé ya de dónde viene el nombre de uno de los personajes de los Vengadores de los Grandes Lagos. Genial =D

      Sí, sobre el discurso ya notaba un poco el alemán inventado jeje Me recuerda también al inglés inventado del sueño vaquero de “Bienvenido, Mr. Marshall”. Chaplin, para mí, en “El gran dictador” hace una interpretación magistral, con un mensaje muy avanzado, que revela el talante de este gran actor, guionista, productor, director, músico y más. Un genio.

      Anoche vi “El chico”, me ha gustado. ¿Con escena conmovedora te refieres a cuando se llevan al crío en el camión y empieza a suplicar por su “padre”? Es estupenda, el niño es genial. Decir que gracias a ese pequeño, se establecieron las normas para los niños actores, que llevan su nombre en Estados Unidos. Creo que comentaré la película algún día de estos.

      Esta semana intentaré seguir con “Luces en la ciudad”, entre otras películas clásicas. Espero poder comentarlas por aquí.

      Muchísimas gracias por tu comentario, es un placer leer la opinión de un fan de Chaplin, un saludo y hasta la próxima visita =D

      Eliminar
  3. Un par de imágenes de El Chico, para cuando hagas la crítica:

    http://2.bp.blogspot.com/-Jj0HYQfUVn0/Tcwd2kIZiSI/AAAAAAAAEGk/G42o9o9Pf_w/s1600/10-abrazo-blog.jpg

    http://4.bp.blogspot.com/-D62Z--_9bHc/TcwdykAXmzI/AAAAAAAAEGc/lNwgyDauXsw/s1600/the-kid-1-copy.jpg

    Un saludo. ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Hombre de Trapo

      Muchísimas gracias por las dos imágenes, son fantásticas.

      Muchas gracias =D

      Eliminar

¡Muchas gracias por tu comentario!

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...